¿Porque la caparazòn del caracol de mar, al ponerlo cerca del oìdo, asemeja al ruido de las olas de mar.chan-chan?

7 respuestas

Calificación
  • Anónimo
    hace 4 años
    Respuesta preferida

    Las caracolas son incapaces de grabar sonidos, así que descartemos la idea de que graban el sonido del mar y luego lo ofrecen para escuchar a quien los encuentra, esto no es más que una idea mitológica, una mentira popular y un mito ancestral.

    Cuando esponemos que las caracolas son cajas de resonancia queremos decir que son incapaces de producir sonidos, sin embargo sí pueden reproducirlos a base una fuente que si lo haga, por ejemplo el ambiente.

    Si tomamos un caracol de mar en la playa y escuchamos en su interior escucharemos el sonido del agua, pero esto ocurrirá solamente porque nosotros nos encontramos cerca del agua, si nos retiramos con nuestro caracol a una sala de grabación de sonido donde no existe ningún ruido no escucharemos absolutamente nada.

    Las caracolas son una caja de resonancia natural, creada por la naturaleza, están compuestos por una capa muy dura y un esmaltado interno que hace que estos sean refractores de sonidos muy buenos.

    La forma irregular de las caracolas hacen que puedan sonar en diferentes frecuencias y por esta razón el sonido que escuchamos es muy diferente al que en realidad está entrando en él.

    Escucha tu corazón, otro mito muy difundido es que cuando uno coloca el oído cerca de la caracola lo que escucha es el paso de la sangre a través de sus venas de forma maximizada.

    Esto es falso y es muy fácil de comprobar, si tienes una caracola en tu mano, escucha el supuesto sonido de la sangre y luego comienza a correr..

    Cuando corres los latidos de tu corazón aumentan y tu ritmo cardíaco se acelera, esto obviamente hace que más sangre atraviese tus venas y por esta razón el sonido que efectúan debería cambiar.

    Si luego de correr vuelves a poner tu oído cerca del caracol de mar el sonido debería haber cambiado, sin embargo no lo hace, esto quiere decir que la hipótesis es falsa.

    Estamos rodeados de naturaleza, naturaleza que aún no se logra comprender del todo, siempre intenta comprender todo y para lograrlo hace asociaciones de cosas que conoce sobre cosas que no conoce.

    Un ejemplo muy claro de esto es ver animales en las nubes, caras en los autos, y otros.

    Este fenómeno se llama pareidolia.

    Tengo una colección muy grande de caracolas, caracoles de diferentes países, del que resido , ya que se en que playa salen cada tipo de caracoles, de los que quieras exponer, desde los más pequeños, pequeñitos, más grades, medianos, los más coloridos, los más bonitos lo que se te ocurra.

    Incluso de piedras de colores fuertes, verdes, azules, amarillos, fucsia, violáceos, rosados, blancos puros muchísimos , negros, grises, beteados con varios colores, todos de diferentes tonalidades, de tamaños perfectos o irregulares, rectangulares cuadrados , redondos, colores mezclados , bellísimos, todo de aquí, solo salen en pocas zonas, todos de bordes redondeados.

    Radio Bucanera.

    qsl..cbio y fuera.! Chan-Chan.

    Attachment image
  • Anónimo
    hace 4 años

    De niño me llamaba la atenciòn esta particularidad de los caracoles. chan.chan. qsl. cbio. y fuera

  • hace 4 años

    estás oyendo los ruidos localizados a tu alrededor, pero alterados por la ****** - gracias a una cierta física inteligente. la explicación es que la ****** actúa como un "resonador".

    Al soplar aire con fuerza a través de los labios fruncidos sobre la boca de una botella vacía, oirás una nota musical. El sonido está resonando en la botella. Tu y yo podríamos llamarla "botella", pero un especialista en física acústica lo llamaría una "cavidad resonante". Volviendo a nuestra ******, el interior es retorcido con un acabado casi acristalado - por lo que es un excelente reflector de sonidos (es un resonador). También tiene una forma bastante irregular - por lo que resonará a muchas frecuencias.

    La ****** cerca del oído es como el equivalente en audio de unas gafas de sol teñidas de color amarillo. Cambia la composición de los sonidos que continuamente llegan a nuestros oídos, y que continuamente ignoramos. Por ejemplo, permite oir a través de más de una frecuencia, pero menos de otra frecuencia. Así que la combinación del 'oído y el cerebro' reconoce que algo ha cambiado en el ruido entrante. El cerebro trata de poner una etiqueta a este nuevo ruido, y te comunica que estás cerca de la costa - por lo que etiqueta a ese ruido como "mar".

  • hace 4 años

    La verdad lo que escuchas es el eco de la irrigación sanguínea de tu propio oído,si te pones un vaso o cualquier otro objeto cerrado en el oído escucharías lo mismo.

  • ¿Qué te parecieron las respuestas? Puedes iniciar sesión para votar por la respuesta.
  • Anónimo
    hace 4 años

    Pon una taza dada vuelta en el oido y escucharas lo mismo

  • hace 4 años

    Cualquier cosa que te pongas en el oído con una forma mas o menos como la de un caracol te dará el mismo sonido, no sea tarugo.

  • Anónimo
    hace 4 años

    asd

¿Aún tienes preguntas? Pregunta ahora para obtener respuestas.