Anónimo
Anónimo preguntado en Arte y humanidadesHistoria · hace 8 años

¿que significa ser centralista y que intereses se defienden?

es para un trabajo de historia sobre la "historia argentina del siglo 19

porfas ayudenme! D:

3 respuestas

Calificación
  • hace 8 años
    Respuesta preferida

    El centralismo (del centra, un solo lugar; y lismo, persona) es el sistema de organización estatal cuyas decisiones de gobierno son únicas y emanan de un mismo centro, sin tener en cuenta las diferentes culturas o pueblos a quienes afecta. El centralismo es un modelo de gobierno en el que las decisiones políticas se toman desde el gobierno central. Durante el siglo XXI ha estado en declive esta forma de gobierno sobreviviendo sólo en Francia donde ha tenido una gran tradición, así como en varios países latinoamericanos.

    En esta forma de gobierno, el gobierno central asume competencias ante los estados federados. Entre los motivos de esta centralización podemos contar:

    La necesidad que tienen los estados de dar servicios a sus ciudadanos que económicamente los territorios federados por sí solos no pueden por falta de fondos

    La necesidad de grandes cantidades de inversiones que exigen un gran porcentaje de recursos, materiales económicos y humanos que colapsarían los territorios federados.

    La necesidad de hacer una planificación central.

    Hay dos clases de centralismo:

    Centralismo puro: modelo de organización de los partidos marxistas-leninistas, que combinan el centralismo en la toma de las decisiones con la democracia para maximizar la eficacia. El centralismo democrático, en este sentido, se opone a la burocracia y a las formas de organización de otros partidos marxistas.

    Centralismo desconcentrado: se basa en el traspaso de la titularidad de una competencia de un órgano administrativo a otro órgano de la misma administración pública, pero independiente jerárquicamente.

    Los intereses de centralistas

    A la muerte de Guerrero, Juan Álvarez fue el heredero político. Desde La Providencia comenzó a dirigir a los seguidores del presidente sacrificado en 1831. Se unieron en torno a Álvarez otros caciques menores y jefes militares, entre ellos el general Isidro Montes de Oca.

    Poco a poco se fueron delineando dos grupos antagónicos en la región: el de Álvarez, liberal y federalista, y el de Bravo, conservador y centralista. El principal tema de discusión postindependentista, entre federalistas y centralistas, se extendió por el territorio nacional. El caso de la provincia de Tecpan ejemplifica lo que sucedía en el resto del país. Algunos historiadores piensan que la postura ideológica de Álvarez correspondía a intereses personales, ya que el federalismo favorecía la autonomía en su cacicazgo de la Costa Grande.

    Juan Álvarez era muy estimado por sus coterráneos; lo admiraban por haber sido soldado de Morelos y lo respetaban como compañero de Guerrero. Y, por si fuera poco, poseía las mejores tierras y el mejor ganado de la región. La grandeza del cacique sureño fue reconocida cuando, a iniciativa del Congreso local, fue declarado "benemérito del Estado". En el año de 1852, la legislatura aprobó la iniciativa para acreditar a Atoyac y Coyuca como ciudades y añadírseles, respectivamente, "de Álvarez" y "de Benítez", por ser pueblos natales de don Juan y su esposa.

    Semblanza de la "Pantera del Sur"

    Juan Álvarez poseía un carisma especial que le permitía granjearse el respeto de la gente y hacerse obedecer. Se ganó el apodo de la "Pantera del Sur" por la fiereza con que luchó por los intereses de la región. El historiador Lorenzo de Zavala nos ha transmitido una semblanza de este cacique:

    "Pocos hombres han reunido en tanto grado el valor y la perseverancia, a una constante oposición al gobierno. Álvarez es un hombre astuto, reflexivo y capaz de dirigir masas de hombres organizados... Su aspecto es serio, su marcha pausada, su discurso frío y desaliñado. Pero se descubre siempre bajo aquel exterior lánguido una alma de hierro y una penetración poco común. Su escuela en la milicia ha sido el campo de batalla en donde ha hecho la guerra siempre contra los españoles, y sus lecciones fueron la experiencia de veinte años de combates

    ESPERO KE TE ALLUDE

  • hace 7 años

    El Partido Unitario fue un partido político argentino de tendencia liberal, que sostenía la necesidad de un gobierno centralizado en las Provincias Unidas del Río de la Plata, llamadas Provincias Unidas en Sud América en la Declaración de la Independencia y después llamada República Argentina, en el siglo XIX.

    El centralismo (del centra, un solo lugar; y lismo, persona) es el sistema de organización estatal cuyas decisiones de gobierno son únicas y emanan de un mismo centro, sin tener en cuenta las diferentes culturas o pueblos a quienes afecta. El centralismo es un modelo de gobierno en el que las decisiones políticas se toman desde el gobierno central. Durante el siglo XXI ha estado en declive esta forma de gobierno sobreviviendo sólo en Francia donde ha tenido una gran tradición, así como en varios países latinoamericanos.

    En esta forma de gobierno, el gobierno central asume competencias ante los estados federados. Entre los motivos de esta centralización podemos contar:

    La necesidad que tienen los estados de dar servicios a sus ciudadanos que económicamente los territorios federados por sí solos no pueden por falta de fondos

    La necesidad de grandes cantidades de inversiones que exigen un gran porcentaje de recursos, materiales económicos y humanos que colapsarían los territorios federados.

    La necesidad de hacer una planificación central.

    Hay dos clases de centralismo:

    Centralismo puro: modelo de organización de los partidos marxistas-leninistas, que combinan el centralismo en la toma de las decisiones con la democracia para maximizar la eficacia. El centralismo democrático, en este sentido, se opone a la burocracia y a las formas de organización de otros partidos marxistas.

    Centralismo desconcentrado: se basa en el traspaso de la titularidad de una competencia de un órgano administrativo a otro órgano de la misma administración pública, pero independiente jerárquicamente.

  • hace 8 años

    Centralista es lo contrario de Federalista. Un gobienro centralista es aquel que planifica todas sus actividades desde la capital y las provincias reciben poco dinero y las instrucciones desde arriba. Un gobierno federal de verdad, le daría toda la autonomía necesaria a las provincias o en el caso de México a los estados. El mejor ejemplo de esto sería los EE.UU. en donde cada estado es prácticamente autónomo, poseen sus propias leyes, etc. Cada estado recauda sus impuestos y es independiente de administrarlos a su antojo.

    Sus principales intereses son:

    Carácter electivo y revocable de todos los órganos de dirección de abajo a arriba.

    Rendición periódica de cuentas por los órganos de dirección ante quienes los eligieron y ante los órganos superiores.

    Libertad de crítica y autocrítica dentro del partido.

    Estricta disciplina de partido, subordinación de la minoría a la mayoría.

    Las decisiones de los órganos superiores son vinculantes para los órganos inferiores.

    Trabajo y dirección colectivos, responsabilidad individual de cada participante en el proceso de direccionamiento del Partido.

    En formulaciones recientes el centralismo democrático equivale a: democracia interna, unidad de acción y dirección colectiva agregando como principio a la democracia.

¿Aún tienes preguntas? Pregunta ahora para obtener respuestas.