¿¡¡ESTA COMPROBADO, LEER SÍNTOMAS PRODUCE SÍNTOMAS!!!?

"Nuestro estudio es el primero en demostrar que los informes sensacionales y parciales en los medios de comunicación podrían ser capaces de amplificar el efecto nocebo en esta forma particular de intolerancia ambiental", señaló el investigador líder, Michael Witthoft, del departamento de psicología de la... mostrar más "Nuestro estudio es el primero en demostrar que los informes sensacionales y parciales en los medios de comunicación podrían ser capaces de amplificar el efecto nocebo en esta forma particular de intolerancia ambiental", señaló el investigador líder, Michael Witthoft, del departamento de psicología de la Universidad de Johannes Gutenberg de Mainz, en Alemania.





El equipo de Witthoft estudió el fenómeno al reclutar a 147 adultos y asignarlos al azar a ver uno de dos informes noticiosos de la BBC: uno sobre los efectos potenciales de salud de la Wi-FI, y otro sobre la seguridad de los datos de internet y de los teléfonos celulares.

Después, los voluntarios se sentaron en una habitación con una computadora portátil, donde creían que estaban siendo expuestos a una señal Wi-Fi, cuando de hecho, no era así. Pero el 54 por ciento de los participantes del estudio reportaron sufrir síntomas, como hormigueo y problemas con la concentración, que atribuyeron a la exposición a la Wi-Fi.

Y las personas que habían visto la noticia alarmante fueron más vulnerables, apuntó Witthoft, sobre todo si tenían tendencia a la ansiedad, un rasgo que los investigadores evaluaron mediante un cuestionario estándar.

Los hallazgos, que aparecen en una edición reciente de la revista Journal of Psychosomatic Research, resaltan la forma en que la mente (y los medios de comunicación) influyen sobre cómo uno se siente, señalaron los expertos.

"En cuanto a los medios, creo que es esencial que presenten la evidencia científica de forma equilibrada y cauta", dijo Witthoft.

El informe en particular que su equipo utilizó fue un programa notablemente parcializado, que fue visto por casi cinco millones de británicos cuando salió al aire en 2007. Posteriormente, la misma Unidad de Quejas Editoriales de la BBC lo calificó de "engañoso".

Es "perturbador" que para algunas personas del estudio, tan solo ver el informe fuera suficiente para desencadenar síntomas, según John Kelley, profesor asociado de psicología del Colegio Endicott en Beverly, Massachusetts.

Kelley también es subdirector del Programa de Estudios sobre los Placebos de la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard, que fue creado hace unos dos años específicamente para investigar la respuesta placebo.

Kelley dijo que "desafortunadamente, las expectativas de las personas pueden funcionar en dirección negativa, igual que en dirección positiva".

Dijo que sería interesante ver si un informe noticioso más equilibrado sobre el tema de los CEM y la salud hubiera producido los mismos resultados. Pero es posible que eso no planteara mucha diferencia, anotó Kelley.

Quizás simplemente obtener la información hace que muchas personas estén atentas a los síntomas, sobre todo las que tienden a la ansiedad.

"Si uno comienza a prestar más atención al cuerpo, podría notar algunas cosas (como un dolor de cabeza o la resequedad bucal) que de otra forma no notaría", planteó Kelley.

Y no se trata de un fenómeno en que las personas "crédulas" sean víctimas de los informes sensacionalistas en los medios, anotó. Los estudiantes de medicina son conocidos por desarrollar los síntomas de la enfermedad que están estudiando en un momento dado. "También le sucede a los médicos", afirmó Kelley.

Witthoft, autor del estudio, recomendó ver las noticias de salud con cierto escepticismo. "Permanecer crítico ante cualquier tipo de información científica, o pseudocientífica, en los medios de comunicación parece ser esencial", enfatizó.
8 respuestas 8