Azul
Lv 6
Azul preguntado en Arte y humanidadesPoesía · hace 9 años

¿ Por qué no dejan ver los bisontes de la Cueva de Altamira?

Yo me preguntaba, porqué demonios sería tan ingenua, habiendo aceptado aquella cita medio ciega…

Aquella mañana de verano, el sol asomó por la ventana, en el cielo todavía quedaban algunas nubes, pero no le ocultaban. Sabía que hacia el mediodía, el viento se las llevaría para otro sitio y podría realizar mi viaje descartando la lluvia.

Contenta con el hermoso día y las expectativas que me aguardaban, pensé que debería buscar lo más apropiado que hubiera en el armario, por supuesto, acorde al sitio al que iba, pero pensando que…le tenía que impresionar.

Pues iba a conocerle a él….

La curiosidad no me dejaba, y poder saber como era realmente, me llevó a aceptar un encuentro. Sugerí, que mejor iría yo al lugar en donde vivía, a que él viniera a mí ciudad, porque así aprovechaba y seguía mi recorrido hasta otra región, un poco más alejada, a la cual tenía que acercarme para ir a una boda.

Realmente aquello de ser yo la que me desplazara a conocer a alguien, jamás lo había hecho pero… se terciaba bien, hacer un alto en el camino y, en cierto modo, pasaría unas horas con aquel interesante hombre, que había conocido en Internet, descansaría y luego seguiría mi camino, hacia mi destino.

No eran muchos kilómetros los que nos separaban, así, que no muy temprano, ataviada con aquella ropa cómoda, pero algo elegante, emprendí el camino hacia la hermosa región tan verde, que hacia algunos años que no visitaba.

Llegué puntual, a la hora fijada, pues siempre me gustó la puntualidad, ni esperar por nadie, ni que me hicieran esperar.

En la calle elegida, estacioné mi auto y bajé de él, comencé a pasear la acera de lado a lado y no le veía por ningún sitio. De todos los hombres que pasaban, ninguno se asemejaba a la descripción tan estupenda que me había dado de si.

Empezaba a ponerme furiosa, pues creía que era una tomadura de pelo y que acabaría plantada, pues, ni siquiera sabía a ciencia cierta que timbre de voz tenía y si los datos que me había dado, tales como la estatura, constitución, pelo, y la ropa que iría a llevar, eran realmente ciertos.

Pasee por toda la calle de aquella hermosa villa, llamada Santillana de Mar, no había rastros de él. Comencé a agitar el pelo con melenazos, al compás de todo lo que mi mente le estaba llamando, por aquel plantón que creía me iba a dar. No sería bueno escribir semejantes cosas, por aquello de que nadie piense que soy mal hablada, no, ni pensarlo.

Cuando ya estaba harta de esperar, y a punto ya de decidir marchar y seguir mi viaje, desde la calle de enfrente escuché que me llamaban.

- “ Azuuuuuuuuuuulllll”

Miré y no vi a nadie.

-“Azuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuullllll”

Y justo a la tercera vez, identifiqué la voz con la persona que la profería. Cruce la calle…tambaleándome… allí, sentado en un banco, se encontraba un hombre, que podría haber sido mi bisabuelo.

- Soy yo ¿ no me conoces?

Mi fantástico bronceado se cayó por los suelos, me quedé pálida, roja, morada, mi cara parecía un arco iris, hasta que al fin, irremediablemente me quedé muy “cianótica”.

El anciano se levantó del banco y me dijo.

-“ Nenita, que bien que viniste, que ganas tenía ya de conocerte”.

Se acercó a mi, me dio un par de besos en la mejillas y a modo de matrimonio de principios de siglo XX, tomó mi brazo y lo enlazó al suyo.

Caminábamos a pasitos, porque él más no podía.

Yo enmudecí, él era las antípodas de la descripción que me había dado, no se parecía en nada. Aparte de la edad avanzada, era muy bajito, barrigoncete, sin pelo, lógico, pues seguramente, era debido a los ochenta y tantos años que aparentaba, y además sus dientes postizos al hablar se le movían, y él apurado, los volvía a colocar, con los dos dedos índices y los pulgares.

Decir lo que yo parecía al lado de él, no lo voy a comentar, pero recuerden los cuentos aquellos, de las pobres damas casadas, con hombres muy mayores.

Yo le sacaba un montón de centímetros y para hablar, tenía que hacer descender la mirada, y él miraba para arriba, mostrando los agujeros de su nariz. Me alegré de haber ido con zapatos planos.

Yo recordaba como había dejado mi cama llena de ropa, el tiempo que había perdido probándome ropa, para causar buena impresión. En ese momento me llamé tonta mil veces, dispuesta a cuando llegara a mi casa, además de pegarme la paliza de colocar la ropa, iba a lanzar el ordenador, junto con Internet por la ventana.

Caminábamos por la calle, a mi me parecía que llamábamos la atención y que éramos centro de las miradas, porque hasta incluso se escapó un bisonte rupestre, de la cueva de Altamira y mirándome se reía de mi. Creí adivinar lo que me decía…

Continúa en siguiente pregunta

12 respuestas

Calificación
  • hace 9 años
    Respuesta preferida

    Tanto tiempo te tomaste para probarte ropa y causar una buena impresion, pero la gran impresion te la llevaste tu al encontrarte con una persona contraria (opuesta) a la que esperabas!!

    Pero no te desesperes, no seas impulsiva, quizas fue una mala jugada o un malo entendido......todavia no te hales por los pelos....., espera a ver que sucede....pueden surgir sorpresas.......!!

    Tienes un arte maravilloso para escribir........dejas todo a una gran imaginacion!! La tuya vuela con plena libertad, arrasa con nuestras mente, gusta, envuelve y nos entretiene, Ojala que te decidas en preparar (escribir) un libro especialmente para todos tus gratos, amenos e interesantes historias.....!!

    Un enorme placer leerte, gracias! :)

  • hace 9 años

    Azul amiga

    Me hubiera gustado estar ahí

    Y ver tu cara de arco iris,y la verdad

    También conocer a matusalén,digo a

    Ese Hombre. espero la continuación,

    Pero algo me dice que el no era tu cita.

    Fuente(s): Saludos un beso Maltis.
  • Anónimo
    hace 9 años

    Eres genial, ansio la segunda parte.

  • Cappi
    Lv 6
    hace 9 años

    Hola Azul

    Hermoso relato el que nos compartes

    Muy interesante espero

    para leer la segunda

    parte

    Un beso

    CAPPI

  • ¿Qué te parecieron las respuestas? Puedes iniciar sesión para votar por la respuesta.
  • hace 9 años

    Amenizaste mi día,

    Con la sonrisa lanzada

    Ay! Como te sentirías

    Doña Azul, entrelazada

    Comeríais el bizcocho,

    El que se toma con leche,

    Destellabas toda en gozo

    Paseándole a tu nene

    Colegiata siglo doce,

    Un buen marco para bodas,

    Para segar con las hoces

    DEl cántabro afiladoras

    Buen mozo te pretendía

    Si tenia muchas vacas,

    Como princesa estarías

    Y le diste calabazas

    Azul, otra vez no paro de reír contemplando la escena

    En un marco que conozco mucho, había...... yo pensado

    Que si era un hacendado, si te hubieras casado, solo estaría

    En esta vida unos pocos años y después........

    Fuente(s): Las propias
  • javier
    Lv 6
    hace 9 años

    Azul

    Tiene una semejanza asombrosa con la realidad, por eso recomienda, Don Quijote no hacer las cosas a tontas y a locas

  • Alci
    Lv 6
    hace 9 años

    Te dí mi respuesta en la 2da parte, pero me faltó decirte

    que cuando ví la pregunta de los bisontes de Altamira

    pensé que era cierto que no los dejaban ver y me dije:

    "¿Será que quiren resguardarlos de la gente, que la

    gente los ensuciará con marcas o leyendas?" Porque

    en Buenos Aires al monumento que está frente al

    Congreso Nacional lo tuvieron que rodear de rejas...

    Bueno, nuevamente te felicito por este excelente relato!

    Alci

  • hace 9 años

    por el momento fascinante amiga mia, y sabes que te lo digo con honestidad, eres maravillosa escribiendo prosa.

  • hace 9 años

    ¡Ha mi buena amiga! Casos como ese ocurren. Por eso no hay que dar falsas expectativas. Lo mejor es decir la verdad desde el principio y si esta es muy desagradable, poner fin a la relación.

    Con todo, no deja de ser divertido. ´Tomalo como una broma y en el momento menos pensado te esfumas, cambias tu correo y le pones al susodicho bastante tierra encima.

  • hace 9 años

    Hola Azul

    muy bueno jajaja por eso te digo que debes tener cuidado con las citas

    esta como aquel video, lo recuerdas??

    Te conoci por internet estando en yahoo

    entre en el chat y fue tu nick el que me atrajo...

    http://www.youtube.com/watch?v=o502YxjVmnE

    Youtube thumbnail

    saludos

    Pi

¿Aún tienes preguntas? Pregunta ahora para obtener respuestas.