¿Son los Libros del Antiguo Testamento una adaptación de las leyendas y cuentos de otras culturas?

Horus, hijo de una mujer virgen, el Eden segun la narrativa Babilonica...etc

6 respuestas

Calificación
  • Óscar
    Lv 5
    hace 1 década
    Respuesta preferida

    El libro "El hombre en busca de Dios" tiene un artículo muy interesante, copio unos párrafos, aquí no cabe, si quieres leer el resto, por favor, envíame un mensaje...

    "Dioses y diosas míticos

    34 Entre las tríadas egipcias la más prominente es la de Isis (símbolo de la maternidad divina), Osiris (su hermano y consorte) y Horus (el hijo de ellos), por lo general representado por un halcón. En estatuas egipcias a veces se representa a Isis ofreciendo el pecho a su hijo en una pose que recuerda mucho las estatuas y pinturas de la Virgen y el Niño de la cristiandad, que se hicieron comunes más de dos mil años después. Con el tiempo, Osiris el esposo de Isis alcanzó popularidad como el dios de los muertos porque ofrecía esperanza de una vida eternamente feliz para las almas de los difuntos en el más allá.

    35 Hator era la diosa egipcia del amor y el gozo, la música y el baile. Llegó a ser la reina de los muertos, que los ayudaba con una escalera para que llegaran al cielo. Como explica la New Larousse Encyclopedia of Mythology, se le celebraban grandes fiestas, “sobre todo en el Día del Año Nuevo, que era el aniversario de su nacimiento. Antes del amanecer las sacerdotisas sacaban la imagen de Hator a la terraza para exponerla a los rayos del Sol naciente. El regocijo que venía después era un pretexto para un verdadero carnaval, y el día terminaba con canciones y borracheras”. ¿Es muy diferente eso de lo que se ve en las celebraciones del Año Nuevo miles de años después?

    36 En el grupo de los dioses egipcios también había muchos dioses y diosas animales, como Apis el toro, Banaded el carnero, Heqt la rana, Hator la vaca y Sebek el cocodrilo. (Romanos 1:21-23.) En este escenario religioso estuvieron en cautiverio como esclavos los israelitas en el siglo XVI a.E.C. Para librarlos del agarro del terco Faraón, Jehová el Dios de Israel tuvo que enviar diez diferentes plagas contra Egipto. (Éxodo 7:14–12:36.) Aquellas plagas equivalieron a una humillación calculada para los dioses mitológicos de Egipto. (Véase la página 62.)"

    [...continúa más adelante...]

    "Hilos comunes

    45 Este breve repaso de algunas mitologías del mundo nos ha indicado algunos rasgos que estas tienen en común, muchos de los cuales se remontan a Babilonia, la cuna mesopotámica de la mayoría de las religiones. Hay hilos comunes, sea con referencia a los hechos de la creación o a relatos sobre un tiempo en que semidioses y gigantes poblaban la tierra y un diluvio destruyó a los inicuos, o con referencia a los conceptos religiosos básicos de la adoración del Sol y un alma inmortal.

    46 Desde el punto de vista bíblico podemos explicar estos hilos comunes cuando recordamos que, después del Diluvio, por acción de Dios la humanidad se esparció desde Babel en Mesopotamia hace más de 4.200 años. Aunque aquellas personas se separaron, formando familias y tribus con idiomas diferentes, empezaron con el mismo entendimiento básico de la historia y los conceptos religiosos de antes. (Génesis 11:1-9.) A través de los siglos este entendimiento fue torcido y adornado en cada cultura, y el resultado ha sido los muchos relatos imaginarios y las leyendas y los mitos que han llegado hasta nosotros hoy. Estos mitos, divorciados de la verdad bíblica, no pusieron a la humanidad más cerca del Dios verdadero.

    47 Sin embargo, la humanidad también ha expresado sus sentimientos y pensamientos religiosos de muchas otras maneras: el espiritismo, el chamanismo, la magia, la adoración de antepasados, y así por el estilo. ¿Nos dicen estas prácticas algo sobre la búsqueda de Dios por el hombre?"

    Saludos

    Fuente(s): El hombre en busca de Dios, cap. 3 pág. 68 Hilos comunes en la mitología
  • Anónimo
    hace 1 década

    Afirmativo, Gabrio.

    Los mitos y relatos de la creación del mundo y del hombre que existen en el Libro de la Génesis son reminiscencias de muchos otros mitos de pueblos de la tierra.

    El mito de Eva y el árbol prohibido es muy parecido a la historia de Pandora y su caja.

    El mito del vergel y la famosa viborita de Génesis 3 son reminiscencias de mitos babilónicos.

    La leyenda de un ángel caído por dar a los hombres el conocimiento para rebelarse en contra de Jehová se parece al robo del fuego sagrado a los dioses de Olympia por parte de Prometeo para darlo a los hombres.

    El encierro de las glorias caídas en mazmorras eternas, en donde son atormentadas con cadenas eternas (Enoc, 2 Pedro 2, y Judas) se parece al tormento y encadenamiento de Prometeo en el Monte Tártaro.

    La leyenda de los hijos de Dios que bajan y se cruzan con hijas de los hombres, y que engendran gigantes denominados héroes (Génesis 6), es la versión judía de las cruzas sexuales de dioses y de diosas griegos y romanos con chicos y chicas humanos y mortales.

    La leyenda de Noé, el arca y el diluvio (Génesis 6--9), son reminiscencias de antiguas leyendas babilónicas, en especial de la llamada Epopeya de Gilgamesh.

    El sueño de Jacob de una escalera por donde subían y bajaban ángeles (Génesis 28:10-12), es reminiscencia de los antiguos Zigurats mesopotámicos, centros ceremoniales en donde los hombres se volvían "divinos", bajo los efectos de la inhalación de substancias quemadas. (Cualquier parecido con otras latitudes, como en Teotihuacán, Méjico, es más de lo mismo.)

    Y el viejo concepto davídico de que la piedra rechazada por los constructores llegó a convertirse en la piedra angular (Salmo 118:21) se basa en la ausencia de toda piedra angular en lo alto de la gran pirámide de Kheops en Gizeh, en el viejo Egipto; construida siglos antes de David.

    Las palabras del Salmo 110: «Siéntate a mi diestra, hasta poner yo tus enemigos escabel de tus pies.»; presuntamente puestas por David en boca de Jehová sólo en el Siglo X antes de Cristo, habían sido dichas por su madre al faraón egipcio Amenofis II quinientos años antes. Y existe el testimonio de estatuas que lo ilustran.

    En el mismo Salmo 110 existe otra cita que reza a la letra: «[Mi Señor] beberá del torrente en su marcha. Por eso erguirá la cabeza.» Estas otras palabras también fueron tomadas del folklore sumerio y asirio. Los reyes asirios eran muy altivos. Y hay bajorrelieves asirios que muestran a Salmanasar III, en el Siglo IX, bajando su rostro a beber en el río. Esta misma imagen fue usada por Cristo, y por sus discípulos, para asumir que él también tenía que ser sumergido en las aguas en el Río Jordán.

    La antigua tesis bíblica de que el ángel de Jehová acampa junto a los que lo temen, y los libra (Salmo 34:7), que es la base bíblica de la doctrina católica del ángel de la guarda, ha sido retomada del folklore de los pueblos sumerios y asirios; donde son frecuentes los bajorrelieves de figuras aladas protegiendo a los reyes, y a los magistrados.

    Y también la imagen de demonios antropozoomórficos, medio seres humanos, medio machos cabríos, es una adaptación de mitos orientales muy antiguos de genios protectores del ganado. En los pueblos de Oriente, se llamaban shéhires y panes. Es decir, los mismos sátiros y faunos de los viejos mitos griegos y romanos. La cita de Levítico 17:7 acerca de "demonios", en hebreo dice "shéhirim", es decir, "shéhires", "sátiros".

    La historia de Ester y Mardoqueo, y su triunfo sobre Amán y Vasti, es una adaptación del triunfo de los dioses babilonios Ishtar y Marduk sobre los dioses elamitas de nombre Amán y Vasti. ¿Se advierte el paralelo de ambos pares de nombres?

    El presunto nacimiento de Cristo de un Dios y una doncella humana mortal (Mateo 1--2 y Lucas 1--2), es reminiscencia del antiguo origen de Heracles o Hércules, y de otros héroes nacidos para libertar, salvar y redimir a sus propias naciones del yugo opresor de pueblos adversarios.

    Una considerable parte de los "milagros" de Cristo es una adaptación ficticia y arreglada de los "milagros" hechos por otros personajes bíblicos del Viejo Testamento, tales como Moisés (Moisés abrió las aguas, mas Cristo caminó sobre las aguas), Josué (el paso del Jordán), Elías (multiplicaciones de alimentos), y Eliseo (resurrecciones de hijos de viudas). El mensaje de los seguidores y amigos de Cristo era claro: Si todos aquéllos habían obrado portentos tan grandes, Cristo los podía superar ampliamente a todos ellos juntos.

    Y también existen amplias series de detalles bíblicos e históricos que colocan a Cristo en la larga lista de simples deidades solares, como tantas otras de otras latitudes y pueblos antiguos. Para más detalles acerca de esto, véase "Zeitgeist Final Edition" (El Espíritu del Tiempo).

    Fuente(s): Fuentes históricas, exegéticas, arqueológicas y antropológicas múltiples.
  • Sheela
    Lv 5
    hace 1 década

    Algunas partes sí.

  • hace 1 década

    es el revez! los cuentas de otras culturas se basan en la biblia! mas bien el antiguo testamente solo era una semejanza de lo q seria en nuevo

  • ¿Qué te parecieron las respuestas? Puedes iniciar sesión para votar por la respuesta.
  • SAS_
    Lv 7
    hace 1 década

    No.

    Esta es una vieja crítica que hoy día pocos eruditos se atreven a esgrimir.

    Las diferencias son claras y notorias, sobre todo porque en los últimos 50 o 60 años los descubrimientos arqueológicos corroboraron la fidelidad histórica de los relatos bíblicos así como el cumplimiento exacto de sus profecías.

    Además, la mayor parte de las críticas en ese sentido se deben a malas interpretaciones del relato bíblico.

  • Anónimo
    hace 1 década

    se ve que ignoras lo que son las escrituras, eso esta demostrado, porque Jehová no es tonto.

    Por eso ambas escrituras se demuestran.

    Lee el libro perspicacia para entender la biblia de los testigos de Jehová y tendrás conocimiento para opinar.

¿Aún tienes preguntas? Pregunta ahora para obtener respuestas.