Anónimo
Anónimo preguntado en Educación y formaciónAyuda con los estudios · hace 1 década

¿el acta de divorcio administrativo y el acta del divorcio voluntario son iguales? o cambian en algo?

1 respuesta

Calificación
  • hace 1 década
    Respuesta preferida

    EL DIVORCIO COMO FIGURA JURÍDICA.

    INTRODUCCIÓN.

    Lo que Dios une el hombre no lo separe, queda ahí, como un ideal. Existe un sinnúmero de factores que han influido en el devenir histórico para que las uniones no perduren hasta la muerte.

    El divorcio, ciertamente aparece como un mal necesario, la temprana edad en la que se contrae matrimonio, la escasez de recursos para mantener los gastos de un hogar, la falta de un verdadero amor que una a la pareja, los vicios propios de nuestro tiempo, etc. etc., van haciendo imposible una convivencia matrimonial, que de mantenerse sus consecuencias serían más desastrosas.

    Por eso es que en la actualidad el tema del divorcio es tan común y tan utilizado, habiéndose necesaria su comprensión y entendimiento como figura jurídica en nuestro Derecho Positivo, analizándolo a la luz de las necesidades que aquejan a las parejas que en la actualidad contraen un matrimonio fallido.

    Pero más que analizando tratando de entender y comprender, que en la actualidad el tema tan escabroso, por las consecuencias que ello conlleva, es algo que se ve como algo tan cotidiano como el propio matrimonio.

    Por eso es, que en el presente trabajo se tratará de abordar aquellas cuestiones, características, fines y sobre todo, consecuencias inherentes al hecho de tomar una decisión tan atinada o descabellada, según el caso concreto, de llegar al divorcio.

    Así como también se tratarán de analizar, por lo que toca al divorcio necesario, aquellas causases de divorcio señaladas por el artículo 226 del Código Civil del Estado de San Luis Potosí; señalando aquella que en la práctica son más usadas o usuales y cuáles no, tomando en consideración asimismo las tesis que al efecto la Suprema Corte ocupa.

    ORÍGENES Y EVOLUCIÓN HISTÓRICOS DEL DIVORCIO.

    El repudio es la manera más antigua de divorcio. El Código de Hammurabi permitía el repudio a cargo de la mujer; el Código de Manú permitía que la mujer estéril fuera reemplazada al cabo de ocho años de convivencia, cuando una mujer que "bebe licores, se porta mal, se enferma o es pródiga", dice la misma ley, o aquélla a la que se le hubieren muerto todos sus hijos en la menor edad, o que no hubiera engendrado más que mujeres, estaba sometida a la repudiación.

    En su caso, podía originarse el derecho de repudiación en la mujer, si su cónyuge no conservase la virtud de la vida matrimonial.

    En Babilonia, en la antigua Persia, en China y Japón se practicó el repudio.

    En el Derecho de la India, según las leyes de Manú, se congregaban otras causas de divorcio, como son: la incompatibilidad de caracteres, enfermedad incurable, etc.

    En Babilonia existe el repudio y la esterilidad de la mujer, como causas de divorcio. La esterilidad de la mujer después de nueve años de casada, permitía al marido casarse con otra mujer, a más de la primera.

    La antigua China conocía el repudio, la esterilidad, la impudicia, la falta de consideración y respeto debido a los suegros, la charlatanería, el robo, el mal carácter y la enfermedad incurable. En el Derecho Hebreo existía la repudiación, el versículo 14 del capítulo XXI del Génesis del Antiguo Testamento señala que:

    "Abraham, esposo de Agar, quien fue madre de lsmael, se levantó muy de mañana y tomó pan y un odre de agua, y diolo a Agar poniéndolo sobre su hombro, y entregole al muchacho y despidiola. Y ella partió y andaba errante por el desierto de Barsheba".

    En el Deuteronomio se encuentran los siguientes preceptos: "Cuando alguno tomare mujer y se casare con ella, si no le agradara por haber hallado en ella alguna cosa torpe, le escribirá carta de repudio y se la entregará en su mano y despedirá de su casa, podrá ir y casarse con otro hombre. Y si la aborreciera éste último, y le escribiera carta de repudio y la despidiera de su casa; no podrá su primer marido, que la despidió volverla a tomar para que sea su mujer, después que fue amancillada; porque es abominación delante de Jehová".

    La ley bíblica no hace referencia a una institución que constituye típicamente el divorcio. Para la Biblia no existe más que una repudiación; el divorcio surge de las leyes del Talmud, que fue el creador del auténtico divorcio, como lo conocemos en la ley israelita y como ha pasado al Derecho Positivo moderno.

    Las causas de divorcio fueron la esterilidad y el adulterio.

    En el Derecho Canónico, la Iglesia católica mantuvo siempre el sistema de la indisolubilidad del vínculo matrimonial, como un medio eficaz, para dar una organización firme a la familia legítima.

    El Concilio de Trento estableció definitivamente la indisolubilidad del vínculo matrimonial desde el punto de vista de la iglesia católica, apostólica y romana.

    El Código de Derecho Canónico no menciona siquiera la palabra divorcio: el Capítulo X del Título VI¡, del libro tercero, se trata "de la separación e los cónyuges", ahí se trata de la disolución el vínculo, o sea, el antiguo divorcio pleno o perfecto y de

¿Aún tienes preguntas? Pregunta ahora para obtener respuestas.