¿que es el sionismo de que trata?

alguien me puede explicar en pocas palabras de que trata el sionismo?

gracias

6 respuestas

Calificación
  • Anónimo
    hace 1 década
    Respuesta preferida

    EL SIONISMO ES EL MOVIMIENTO DE LIBERACIÓN NACIONAL DEL PUEBLO JUDÍO.

    El 10 de noviembre de 1975, en la Tercera Comisión de la Asamblea General de las Naciones Unidas, se aprobó con 67 votos a favor la Resolución 3379, propuesta por Cuba y Kuwait, la cual declaraba que "El sionismo es una forma de racismo y discriminación racial…(y) una amenaza para la paz y seguridad mundiales". Esa Resolución fue producto de un esfuerzo dirigido por la coalición de los Estados árabes y el bloque socialista para deslegitimar a Israel.

    A pesar de que la resolución 3379 fue revocada en 1991 tras la histórica Conferencia de Madrid en la que israelíes y palestinos por primera vez se sentaron a negociar la paz, hay quienes consideran que los judíos no tienen derecho a la autodeterminación y que por lo tanto el Estado de Israel tiene que desaparecer.

    Existe una diferencia importante entre nacionalismo y racismo: nacionalismo es la creencia de que todas las naciones tienen derecho a regirse a sí mismas y racismo es la creencia de que una raza es superior a otras. El sionismo no es diferente a ninguna otra ideología nacionalista ya que demanda que los judíos, como cualquier otro pueblo, tengan su propio Estado. De hecho, sería racismo sugerir que lo que es aceptable para otros (autodeterminación nacional), no lo sea para los judíos. Si se arguye que el sionismo es racismo, entonces se infiere que todos los movimientos nacionalistas deben ser racistas.

    Dentro de Israel existen ciudadanos tanto judíos, como musulmanes y cristianos. Los ciudadanos judíos provienen de diferentes partes del mundo -Europa, América, Asia y África-, por lo que se ha creado una sociedad multicultural y multiétnica. Israel ha luchado por crear una sociedad tendiente a implementar los más altos ideales humanitarios para todos sus habitantes, sin tomar en cuenta su religión, raza o sexo. Los árabes que habitan en Israel tienen todos los derechos civiles frente a la ley y comparten el progreso y la prosperidad generada a partir de 1948.

    El antisionismo es frecuentemente antisemitismo disfrazado. Al responder a un estudiante que atacaba al sionismo, Martin Luther King dijo: "Cuando la gente critica a los sionistas, se refiere a los judíos y está siendo antisemita". A través de fuertes campañas propagandísticas, los antisionistas han logrado que el sionismo sea visto negativamente y que se asocie con la discriminación, el autoritarismo, el Apartheid y los regímenes autoritarios.

  • hace 1 década

    Según Moses Mendelssohn (1729-1786), los judíos serían aceptados si se apartaban de las restricciones del Talmud y se amoldaban a la cultura occidental. En su día él llegó a ser uno de los judíos más respetados por el mundo gentil. Sin embargo, nuevos estallidos de antisemitismo violento en el siglo XIX, especialmente en la Rusia “cristiana”, desilusionaron a los seguidores de este movimiento, y muchos entonces enfocaron su atención en hallar un refugio político para los judíos. Rechazaron la idea de un Mesías personal que hubiera de conducir a los judíos de regreso a Israel y empezaron a esforzarse por establecer un estado judío por otros medios. Este, pues, llegó a ser el concepto del sionismo: “la secularización del [...] mesianismo judío”, como lo expresa una autoridad.

    El asesinato de unos seis millones de judíos europeos en el holocausto inspirado por los nazis (1935-1945) dio al sionismo su empuje final y le ganó mucha simpatía por todo el mundo. El sueño sionista se realizó en 1948 cuando se estableció el Estado de Israel

  • hace 1 década

    Es el movimiento político cuyo principal objetivo es el retorno del Pueblo judío a su patria ancestral, es decir, Israel.

    Este objetivo fue logrado, en parte, el 14 de mayo de 1948 con la creación del Estado de Israel, cuando los sionista lograron recuperar partes de las tierras que les fueron robadas hace aproximadamente 2 mil años.

  • Anónimo
    hace 1 década

    no estoy de acuerdo con lo que dice nestor 22 de que " el antisionismo es frecuentemente antisemitismo disfrazado", porque el sionismo se refiere a política, el semitismo a la cuestión racial, y el judaísmo es la cuestión religiosa, asi que el antisionismo es solo la oposición a los planes expansionistas del estado de israel en el medio oriente, y aun mas en el mundo entero, y no trata de cuestiones de racismo ni de religión, asi que el sionismo y el antisionismo son asuntos exclusivamente de política

  • ¿Qué te parecieron las respuestas? Puedes iniciar sesión para votar por la respuesta.
  • Anónimo
    hace 1 década

    El sionismo. Los hebreos ocuparon Palestina en el

    segundo milenio antes de la era cristiana. Hacia el año

    930, el estado hebreo, que alcanzó su máximo

    esplendor con el rey David, se dividió en dos, Judá e

    Israel. El primero de estos reinos fue conquistado por

    los asirios en el 722, y el segundo por los babilonios en

    el 587. Persas, griegos y romanos ocuparon

    posteriormente el territorio, hasta que, en el año 70 de la

    era cristiana, los judíos fueron expulsados de Palestina y

    dispersados por el Imperio Romano (la diáspora). En

    los siglos siguientes, Palestina fue sucesivamente

    ocupada por bizantinos, persas, árabes, cruzados,

    mamelucos, otomanos y británicos. El deseo de volver a

    la tierra perdida fue constante en la historia posterior del

    pueblo hebreo.

    En la época de la Ilustración, Moses Mendelssohn lideró

    una corriente de integración en la cultura occidental que

    fue bien acogida por los jóvenes judíos. Muchos grupos

    mantuvieron las ideas tradicionalistas judías, pero

    trataron de integrarse. A lo largo del siglo XIX se

    sucedieron los intentos de crear un estado hebreo.

    Mordecai Manuel Noah lo intentó en los Estados

    Unidos; otros, con mejor aceptación, como Laurence

    Oliphant, en Palestina. En ese siglo, los judíos de la

    Europa occidental se habían integrado y eran

    aceptados en la sociedad, mientras que en el este,

    sobre todo en Rusia, formaban comunidades

    separadas, mantenían su propio lenguaje y sufrían

    enconadas persecuciones. Esta situación alentó la

    tendencia a la emigración masiva. Las ideas de Leo

    Pinsker, expuestas en su libro Auto-Emanzipation

    (1882), animaron a numerosos jóvenes judíos rusos,

    pertenecientes al grupo denominado Amantes de Sión

    (monte cercano a Jerusalén), a emigrar a Palestina y

    fundar los primeros asentamientos en la zona.

    A finales del siglo XIX, Theodor Herzl, periodista judío

    austriaco, reaccionó contra el creciente antisemitismo

    europeo y dio un nuevo impulso al sionismo. Su

    iniciativa fructificó en el primer congreso sionista,

    celebrado en Suiza en 1897, que determinó como

    objetivo primordial del movimiento la creación de un

    estado judío en Palestina. Los congresos sionistas se

    repitieron en los años siguientes. Sin embargo, no todos

    los judíos estaban alineados en el sionismo; algunos

    eran partidarios de integrarse en sus respectivos

    países, y otros esperaban el retorno a Palestina, pero

    bajo la guía de Dios.

    La colonización de Palestina. La represión desatada en

    Rusia tras la fallida revolución de 1905 impulsó la

    emigración de nuevos grupos de judíos hacia Palestina.

    El movimiento sionista consideraba fundamental el

    establecimiento de unas bases legales para la

    colonización. Aprovechando el enfrentamiento entre

    Turquía y el Reino Unido tras la primera guerra mundial,

    el centro del movimiento se trasladó a Londres, con el

    objeto de presionar sobre el gobierno británico para

    conseguir la cesión de Palestina, en poder de los

    turcos. En 1917, el secretario de asuntos exteriores

    británico, Arthur James Balfour, atendiendo a las

    demandas de Chaim Weizmann y Nahum Sokolow,

    líderes judíos, envió una carta, conocida como

    declaración Balfour, a Lord Rothschild, quien ayudaba

    económicamente a los Amantes de Sión en Palestina,

    en la que exponía el deseo de los británicos de apoyar

    la causa judía. En 1920, en la Conferencia de San

    Remo, la declaración fue aceptada por los países

    aliados y, en 1922, la Sociedad de Naciones otorgó al

    Reino Unido el mandato sobre Palestina. Los británicos

    facilitaron la inmigración de los judíos, pero protegieron

    también los derechos de los habitantes árabes.

    En los años siguientes se fortalecieron los

    asentamientos judíos en el país, y los británicos hicieron

    algunas propuestas para constituir un gobierno mixto

    árabe-judío. Sin embargo, los árabes no estaban

    dispuestos a hacer concesiones, al considerar dañados

    sus intereses por el aumento continuo de la población

    hebrea, en parte provocado por la persecución de que

    eran objeto los judíos en la Alemania nazi. En 1936, tras

    varios años de choques, los árabes y los judíos se

    enfrentaron en su primera guerra abierta. Ese mismo

    año, una comisión británica encabezada por Lord Peel

    estudió la situación de Palestina y recomendó en su

    informe la partición de la zona en dos estados. Los

    árabes rechazaron la proposición y renovaron su

    protesta armada, que fue combatida por los británicos.

    En 1939 se publicó un nuevo documento oficial por el

    que se hacían concesiones a los árabes y se limitaban

    las inmigraciones y la expansión de los judíos.

    Con el inicio de la segunda guerra mundial el poderío

    nazi se adueñó de Europa y se recrudeció la

    persecución de los judíos, lo que provocó una huida

    masiva de los mismos. En 1942, los inmigrantes judíos

    desbordaron todas las fronteras establecidas en

    Palestina por los británicos.

    Fuente(s): LA UNIVERSIDAD DE LA CALLE
  • Anónimo
    hace 1 década

    No lo se...

¿Aún tienes preguntas? Pregunta ahora para obtener respuestas.